Concurso fotografía- Las estaciones de la vida

Tantas estaciones, todo blanco y negro a los ojos de un un niño pequeño,solo fotos. Yo también creía que todo era blanco y negro en la antigüedad. Nostalgia,vestidos largos, sombreros, que bonitas épocas. No se admiraban del que decía «disculpa»,»permiso»,»gracias», sino de el que no las decía. No como ahora.

Este es Heriberto, un niño que a pasado por muchas estaciones, un reluciente y alegre otoño, un cálido invierno, un frío verano y una seca primavera, pero todo en blanco y negro, al menos el no lo notaba ya que se había acostumbrado a verlo todo así. Solo tiene 8 años, piensa sólamente en disfrutar.
Se sube a muchos trenes, viaja y viaja, se da cuenta de que no todo es bonito, pero que es la realidad, sigue avanzando, estaciones y trenes pasan quedando atrás.
Se sube a un tren viejo y oxidado, hasta tenebroso, pero con mucha historia dentro de el.
El camino es rocoso y largo, pero eso no lo detiene.
Heriberto llegó a su destino, todo es bello, raro y nuevo, lleno de colores, con nuevas personas y amigos. Al fin y al cabo tiene 14 años, en esta estación se establece durante un tiempo. El tiempo pasa,se prepara para los golpes de la vida, en un hambiente amigable, pero, ya tiene 18 y debe pensar en su futuro. Deberá abandonar la estación «punta de rieles» para llegar a otra estación, una más complicada, aún así se siente preparado por todo lo que a aprendido. Heriberto quiere salir adelante conciente de que lo que vendrá puede ser todo colorido o todo en blanco y negro, pero eso no importa, ¿quien dijo que el blanco y negro era malo?.
Belén A. Llaiquen Paredes.
Liceo Punta De Rieles.
1ro medio.
14 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *